domingo, 10 de agosto de 2008

NO ES COMO EL PADRE

Alejandro Esplá

Dado que Malagueto anda preparando el equipaje para marchar de corresponsal a la Feria de Bilbao, de la que nos dará cuenta, y como el abate Pacopi aún no ha regresado de tierras levantinas donde su santa esposa le ha enviado para penar sus innumerables pecados, les dejo la crónica de Agustín Hervás, publicada en su blog. Aquí si que verdaderamente nos apoyamos unos a otros. Uno con andar detrás del objetivo fotográfico ya tiene bastante.

NO ES COMO EL PADRE
Por Agustín Hervás
Onda Cero Radio.

Málaga, 09 de agosto de 2008.
Novillos utreros de CARMEN BORRERO, Desiguales de presentación. Primero y segundo justos de fuerzas. Mansearon en varas y llegaron a la muleta tardos y parados. Quinto pitado al arrastre y sospechoso de manipulación cornea. Otros cornicortos. Saldo de billete pequeño. ALEJANDRO SANCHEZ, media baja que escupe y dos descabellos. Ovación con saludos. Y media, otra ovación que recoge en el tercio. ALEJANDRO ESPLA nuevo en esta plaza. Pinchazo en la paletilla y buena estocada. Vuelta. Bajonazo y saluda la ovación. JUAN CARLOS CABELLO que sustituía a Eliseo Gallardo que presenta parte facultativo¿? Media trasera atravesada y dos descabellos, ovación con saludos. Pinchazo feo, estocada defectuosa que escupe y estocada corta, ovación.
David Alvarez saludó en el primero después de parear, y en el cuarto se hartó de dar capotazos indolentes. Los picadores para el juzgado de guardia. Los banderilleros de guasa. En general lidias pésimas a los novillos. El entendido publico de Málaga, plaza de primera, aplaude bajonazos y pide orejas verbeneras.

Afortunadamente el niño de Paquito Esplá no es como el padre, primero porque es más guapo, cosa que seguramente dará la madre, y segundo porque tiene más estilo toreando, cosa que seguramente le vendrá del abuelo o del tío. Tiene torería y le anda bien a los novillos, no porque se pasee, como ahora observo que viene siendo habitual desde el poncismo, en los toreros valencianos, ayer se le veía a Calabrés, sino porque ese recurso, digamos estético, en el que se le da tiempo y se le deja tomar aire, le vino bien al novillo que no tenía fuerza. Ante el marmolillo quinto no tuvo opciones.

No se entiende que después de ver los novillos en el campo hubiera que haber reconocido once y rechazado tres. Este es el ejemplo de que los señalamientos son una perdida de tiempo, de dinero y de vida para los veterinarios. Este es un ejemplo de que en este asunto el reglamento hace aguas, y este es un ejemplo de que a los taurinitos hay que atarlos en corto porque son un peligro. A lo largo de esta feria no será la única vez que volvamos a poner picas. Lo triste es que Soriano nos haya dejado a los aficionados este y otros muchos marrones en su reglamento, que no el de la afición.

Dicen los sabios del toreo que a una plaza de primera no deben venir los novilleros que no están puestos. Los sabios llevan razón, pero eso algunos malaguitas, se lo pasan por el forro e importunan a los empresarios con aquello de que “si no es en su tierra a dónde va a torear”, no entendiendo que a veces no se les hace favor a los chavales.

A Alejandro Sánchez no le gustó el primero por el pitón izquierdo y no se molestó en insistir pero
es que por el pitón derecho a la cuarta serie de muletazos le dio como un aire y se aburrió echando mano a la espada. En el cuarto solo pudo derrochar voluntad pues el novillo no tenía recorrido y él solo podía dar medios pases. A esperar al ¿año que viene?

Lo mejor de Juan Carlos Cabello lo realizó en el sexto al que le ligó algunas series por la derecha. Por el izquierdo lo metió en el canasto, pero el deslucido animal siempre se quería ir a tablas y a toriles a dónde fue a morir. No hubo gloria porque no hubo toro. Igual que tampoco lo hubo en el tercero que no llegó a romper aún cuando el trasteo del fuengiroleño resultó bastante aseado.
¡Aquí paz y allí gloria!

Galería fotográfica de Pepe Pastor


BubbleShare: Share photos - Find great Clip Art Images.


2 comentarios:

Anónimo dijo...

Malaka, ese apode de "el criticon" es cosa tuya o te lo han impuesto, algun taurino. Ya sabes que eso de la critica no lo llevan bien.
¡Que tiemble Bilbao! llega Malagueto.
Pacopi aunque estuviera los proximos 50 años en por los levantes, no estaria redimido de todos sus pecados.
Salud
El Coronel

PEPE PASTOR dijo...

Fue a raíz de un comentario "jocoso" de un crítico no enemigo. En lugar de molestarme, me gustó y sabes que hubo una revista con ese título. Te recuerdo que una de las obras cumbres de la literatura española es El Criticón de Baltasar Gracián constituida por una serie de cuadros alegóricos yuxtapuestos al modo de los libros satíricos de la época. Sabes que me gusta la sátira. Además, así uno se diferencia de los muchos critiquillos que pululan y se "sobrecogen" por un bocadillo. Criticón, pues eso, que les vayan dando..

Un abrazo