miércoles, 5 de marzo de 2008

¿UN GANADERO DE TOROS BRAVOS EN LA EPOCA ROMANA?

El estudio de una inscripción encontrada en Aphrodisias, ciudad del antiguo Imperio Romano en la región de Caria, actual Turquía, apunta la existencia de criadores de toros bravos en el período romano tardío.

Epitafio de Epifanio

Entre los estudios que se están realizando por la Society for the Promotion of Roman Studies, se ha analizado una inscripción, datada en torno al año 243 d.C. Se trata de un epitafio, en el que se cita a una persona llamada Epifanio, del que se dice que es taurotrophos (ταυρωτρόφος), que significa criador de toros. Lo que sorprende a los investigadores es lo inusual del término, por lo que estiman que su significado vendría a ser algo similar a "criador de toros bravos" para ser utilizados para espectáculos de lucha o de caza. Un término similar θηροτρόφος, se encuentra documentado en la época romana para un hombre responsable de los animales utilizados en las venatio (espectáculo de luchas de fieras entre sí o de fieras contra hombres; éstos podían ser gladiadores especializados en estos menesteres, llamados bestiarii, o bien prisioneros de guerra o condenados por la justicia).

A la vista del presente estudio parece muy probable que en el siglo III de nuestra era ya existieran "ganaderos de toros bravos" para surtir los anfiteatros del Imperio Romano.

Fuente: C. Roueché, Aphrodisias in Late Antiquity,electronic second edition (London, 2004) http://insaph.kcl.ac.uk/ala2004

2 comentarios:

pacopi dijo...

Que miren bien al lado de donde se encontró esta lápida, pues seguro que aparece otra en la que el Fulano, en cuestión sea "afeitador de cuernos". Al tiempo.
Imaginaros que dentro de unos siglos aparece una cinta de video. Empiezan a buscar un aparato para verla, al fin lo consiguen.....¡¡¡El Fandiiiii banderilleando!!! Pensaran los sesudos sabios que la encontraron que era un arma de destrucción masiva del sigloXIX
Un saludo

Pacopi dijo...

Quise decir arma de destruccion masiva del sigloXXI, perdón.
Un saludo